lunes, 12 de enero de 2009

JOSE PIVIN, POETA ARGENTINO - ISRAELI


De tarde, cuando la brisa calma...


De tarde,

cuando la brisa calma

la pupila se detiene

y la respiración disminuye.



De tarde,

cuando la brisa calma

las colinas enmudecen

el verde

es una señal de

alarma.



De tarde, cuando la brisa calma

tu pollera al viento

y tus senos ondulantes.


De tarde, cuando la brisa calma

nosotros somos uno

recostados sobre la arena

aún caliente...


©José Pivín
Haifa - Israel


1 comentario:

Analía dijo...

Felicitaciones por Página 1, querido José. Tiene artículos interesantes, buena literatura, para ir leyendo lentamente.
Aprecio tu esfuerzo en esta tarea de difusión. He puesto tu enlace en mi sitio web, sabés?
Dios quiera se termine el horror en todo el mundo: la guerra, la miseria, el hambre, la violencia.
Te mando un abrazo y mi cariño y mis deseos que tengan un buen año vos y toda tu gente querida, que sea un año con menos dolor en el mundo.
Analía